Análisis de Crimen: Mercenary Tales.

Hoy os traemos el análisis de Crimen: Mercenary Tales, el juego de Carbon Studio que hace de la originalidad su emblema. Y es que no tendremos una historia que completar y punto, sino que viviremos diferentes de ellas, las cuales nos las cuentan, una serie de personajes que andan algo pasados de cerveza, lo que hace que las historias no se ciñen al cien por cien en la verdad.

¿Su mejor punto? El humor característico en todas y cada una de las historias. Una aventura disparatada, diferente, bien ejecutada y con un buen nivel gráfico para hablar de un juego de Quest 2.

Historia en Crimen: Mercenary Tales

Nos encontramos en un bar, en la época de las luchas de espadas, y el Grog, bueno, o cerveza, lo que prefiráis.

Es entonces cuando nos encontramos con diferentes personajes, que ya sabemos que cuando vamos un poco pasados, nos gusta hablar de más. Cada uno de ellos nos explicarán sus aventuras en las que han rescatado a alguna princesa, matado a algún vampiro, y un largo etcétera. Hasta ocho aventuras nos contarán, que significarán los ocho niveles que tendremos que superar.

El lado positivo es que son historias totalmente distintas, con personajes distintos, pero con el mismo tono de humor disparatado. Esto hace que el juego se haga muy ameno y divertido, pero por contra, se nos acabará muy pronto, eso sí, si somos los suficientemente ágiles con la espada y el escudo.

Ya sabemos que el orgullo juega un papel importante cuando contamos nuestras batallas, así que a cada cual será más exagerada que la anterior, lo que consigue que vivamos unas historias totalmente locas, y falsas, por así decirlo.

Crimen

Mecánicas y dificultad

La idea del juego es muy buena y los veinte primeros minutos de juego se nos hicieron increíblemente divertidos, pero todo se difumina cuando nos damos cuenta de que los combates son siempre iguales.

Historias diferentes con personajes diferentes, pero que todos tienen el mismo patrón de ataque, lo que hace que se vuelva tremendamente repetitivo.

Tanto es así que acabamos moviendo la espada en modo automático y deseando que acaben las batallas para seguir viendo la historia, que al fin y al cabo, es lo que nos divertía más.

En un principio nos resultó incluso difícil, pero una vez le pillas el movimiento, es muy facilón. Si a esto le sumamos que no hay más niveles de dificultad para elegir, pues se puede volver tedioso. No te hace desistir en seguir jugando porque la duración es muy corta, pero tal y como están hechas las mecánicas, si fuera más largo no lo hubiéramos acabado, por aburrido.

Crimen

Gráficos y sonido

Todo lo que hemos perdido en mecánicas, lo ganamos en gráficos y es que es muy bonito de jugar.

La sensación es de estar dentro de un cómic, incluso porque en las luchas nos saltarán los típicos bocadillos con el sonido escrito, al más puro estilo Batman de los sesenta.

Logramos una buena inmersión y los escenarios están creados con gracias. Los personajes también tienen su toque gracioso, pero la IA es terrible.

En batallas en las que nos enfrentamos con varios enemigos, ver a todos hacer el mismo movimiento a la vez como si de un baile se tratara, nos dejó un poco decepcionados.

No es lo mejor que hemos visto, ni mucho menos, pero para unas QUest 2, es más que sufuciente.

Tanto la música como las voces son correctas, aunque en inglés, por supouesto.

La banda sonora acompaña bien a la historia y es muy del estilo de películas de aventuras, por este lado, bien.

las voces, aunque en inglés, se nota que tienen ese toque exagerado que pretenden en un juego donde la base es el humor. Una lástima que lleve doblaje.

Crimen

Conclusión

Crimen: Mercenary Tales es un buen juego, divertido y con una idea clara en la cabeza, pero que en la ejecución se han quedado muy cortos.

Es inevitable pensar que si el estudio hubiese tenido o querido más tiempo para acabarlo, podrían haber completado mucho mejor el juego. Quizás con más enemigos, mejorando la IA, metiendo más contenido, no sabemos qué exactamente, pero algo que nos hubiese llenado más como jugadores.

Quizás con tiempo y varias actualizaciones, esto se podría subsanar, más que nada, porque el potencial lo tiene y creemos que el juego lo vale, pero no tan verde como está actualmente.

Una lástima porque es un juego que probaremos, jugaremos, nos sacará un par de risas y quedará relegado en nuestra biblioteca. Ahora es el turno de Carbon Studios, que nos tiene que hacer que volvamos a tener ganas de volver a sacarlo de allí para seguir disfrutando de él.

Por el momento, un aprobado raspadito.

Crimen: Mercenary Tales

5 Puntuación

PROS

  • Contar con ocho historias independientes lo hace muy ameno
  • Graficamente es meterte dentro de un cómic
  • Sin duda alguna, su humor

CONS

  • Tremendamente repetitivo
  • Muy corto, apenas dos tres horas de jugo
  • Muchos bugs y fallos de constinuidad

Puntuación de Generación XR

  • Pasable 0
Tagged
Suscríbete
Notificar sobre
guest

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments